miércoles, 17 de junio de 2015

Edge y La Llamada de Cthulhu 7

Después de la impresionante edición primigenia de La Llamada de Cthulhu que EDGE nos trajo por estas tierras, los aficionados a los mundos de Lovecraft estábamos ansiosos ante las nuevas que llegasen para esta linea, y la verdad es que no son muy esperanzadoras. Chaosium ya lanzó su séptima edición del juego, y esto ha provocado muchas dudas tanto en los jugadores como en los editores del juego en español. Algunas dudas son bien fundadas y otras, simplemente un lío. 


Comencemos por lo primero, se ha extendido una premisa errónea sobre esta 7ª edición. La gente piensa que el juego se ha dividido en un manual para el director de juego y otro para el jugador, a modo de D&D, y se necesita comprar ambos, FALSO. Lo que ocurre es un simple cambio de denominación. Al manual de reglas básicas de toda la vida lo han llamada manual del director de juego, y a la guía del investigador de los años 20, el libro del jugador, pero como siempre solo es imprescindible el primero. Sobre las novedades en las mecánicas no son tantas como se ha hecho creer. En mi opinión son solo dos las que merecen la pena; primero referente a la creación de jugadores, donde el investigador no solo multiplica su EDU e INT por un número para hallar los puntos a repartir entre sus habilidades, cada profesión lleva una relación de características a multiplicar y habilidades en las que influyen, por ejemplo el investigador privado usa para dotar de puntos a sus habilidades de profesión EDUx2 y o bien DESx2 o FUEx2 además de INTx2 a gastar en las que le de la gana (las características están en escala de 1-100, no de 3-18, por eso se multiplican por números tan bajos). La segunda característica de este sistema está en la introducción del dado de ventaja a modo de la quinta edición de D&D, cuando tengamos ventaja en una tirada lanzaremos 3D10, 2 de decenas y uno de unidades, quedándonos con el mas bajo de los primeros; si fuera una desventaja nos quedaríamos con el dado de decenas mas alto. Cambios que no son tan relevantes como para merecer una nueva edición, con un suplemento de reglas valdría, pero ....

En cuanto a la editorial que tiene los derechos de este juego en español los vaivenes comienzan a ser preocupantes. Su estrategia de mercado en los últimos años ha sido completamente de probaturas. Lanzaron el manual, la pantalla, la Guía del Investigador de los años 20, la re-edición de la clásica campaña Las Mascaras de Nyarlthotep, y el librito de módulos Las Mansiones de la locura. Prácticamente uno al año. La idea era sacar un poco de todo y ver que era lo que funcionaba. Tras esto el plan inicial era traducir una nueva campaña The Tatters of the King, inédita en español, puesto que las campañas parecían ser lo que mejor funcionaba. Pero ahora mismo todo está parado. 

En los foros de EDGE, ante la pregunta sobre la re-edición de la pantalla, muy difícil de hallar hoy en día, la contestación fue esta:
Respecto a la pantalla, como habéis visto los que seguís el foro, hay una 7ª edición ahí, y estamos viendo que opciones hay, escuchando a los jugadores, e intentando tomar una decisión al respecto. Esto tiene paralizada la reimpresión de la pantalla hasta que tomemos una decisión. Si finalmente nos metemos con 7ª tendríamos que hacer otra pantalla, y no es factible sacar dos pantallas a la vez, para dos ediciones diferentes del mismo juego. Sentimos mucho, no creo que os quepa duda, que haya gente deseando comprar uno de nuestros productos y no lo consiga encontrar, y entendemos que el que no la consiga le cuesta aceptar este tipo de decisiones, pero no podemos reimprimir un producto agotado, si pensamos que puede necesitar cambios importantes pronto, tendríamos que estudiar que pantalla imprimir antes de tomar esa decisión.
De tal modo, que en estos momentos todo está parado hasta ver si cierran esta linea y optan por sacar la séptima edición, junto con los suplementos de Chaosium ya adaptados a las nuevas mecánicas, o si deciden seguir con su sexta edición sacando lo que tenían pensado. No nos queda mas que esperar y ver lo que deciden.