jueves, 1 de diciembre de 2016

Los ojos de Rudolf Esper, una escena inicial para El Rastro de Cthulhu

Traducción del artículo original en inglés de Robin D. Laws publicado en Pelgrane Press (enlace aquí).

Una escena inicial para El Rastro de Cthulhu.


El doctor Ellis Brock, un médico que conoce a uno de los PJs, les consulta sobre un caso curioso. Un paciente joven, Rudolf Esper, se presentó a Brock exhibiendo los reveladores síntomas asociados con la sífilis ocular: daño a la retina, nervios y vasos sanguíneos en la parte posterior del ojo. Sin embargo, Esper, estudiante de un seminario luterano cercano, niega haber tenido contacto sexual alguno. Como Brock dice y Medicina Forense confirma, es posible, pero muy poco probable que los síntomas de Esper se hayan producido como el resultado de una sífilis heredada. Brock simplemente habría tachado al muchacho de mentiroso, de no ser por la intensidad de su creencia en su extraña historia.

Cuando los investigadores le hablan, el sudoroso y tembloroso Esper dice que estaba limpiando en el desván de la mansión del seminario antes de la llegada de su nuevo decano. "Encontré lo que tenía que ser una vieja pintura o cuadro, envuelto en una tela. Estaba cubierto de polvo, así que tomé el paño para limpiarlo, y para ver si tal vez fuera de interés para el decano. El decano anterior había decorado el lugar con sus propios cuadros, por lo que las paredes estaban un poco desnudas, ya sabes. Bueno, desempaqué la pintura y ahí estaba ... No puedo describirlo ... este horrible retrato ... humano y no humano. Lo siguiente que recuerdo, es que me desperté en mi cama, cubierto de llagas, y con los ojos así. El mundo se ve borroso. No quiero quedarme ciego. Y nunca más quiero volver a ver esa terrible pintura."

Brock lleva a los investigadores a parte: le preguntó al decano, John Mann, sobre esto, y él hizo que su ayudante buscara en el ático. Pero ninguna pintura apareció. ¿Acaso el muchacho quizás lo ocultó en alguna parte durante el período de tiempo que ha olvidado?

Un control de dificultad 4 de Sentir el peligro revela que Esper tiene un objeto reluciente escondido en la manga, uno de los escalpelos del doctor. La siguiente vez que algo lo asuste -y tratar de quitarle el escalpelo cuenta- intenta apuñalar a Brock en el cuello y luego saltar a través de la gran ventana de su oficina. Esta escena tiene lugar en el tercer piso del hospital. El personaje que detecta la hoja puede lograr automáticamente evitar al doctor de una lesión; Dificultad 4 Atletismo, de lo contrario. Un control separado de Dificultad 4 de Atletismo permite agarrar a Esper antes de que pueda saltar por la ventana. Si se falla, se dirige a una muerte por quebrantamiento de huesos por caída.

El resto depende de ti y de tus jugadores...